Próstata de perro, todos los remedios

Próstata de perro, todos los remedios


El cuidado de Maria Rita Insolera, Naturópata


La ampliación del próstata es un trastorno común en perros machos adultos. Los remedios naturales pueden ayudar a prevenir la aparición de las dolencias más frecuentes. Averigüemos cuáles son.

> 1. ¿Qué es la próstata?

> 2. Síntomas de la prostatitis canina

> 3. Próstata de perro: curas y remedios naturales


Sistema urogenital del perro

Sistema urogenital del perro

Que es la próstata

La próstata es un órgano fibromuscular y glandular del cual solo los perros machos están dotados, del tamaño de una castaña, que se coloca entre la uretra, abajo, y el recto, arriba. Una próstata agrandada provoca compresiones mecánicas en ambos.

Síntomas de prostatitis del perro

Los síntomas del agrandamiento de la próstata de un perro son claramente visibles. El perro defeca con dificultad y durante los esfuerzos por evacuar la próstata se mueve más hacia arriba, impidiendo o dificultando mucho la expulsión de las heces, que pueden aparecer “como una cinta”.

Compresión de la uretra, por otro lado, primero causa retención urinaria y luego, cuando la vejiga distendida pierde tono, incontinencia total o gota a gota, a veces con pérdida de sangre.

La situación puede ser tal que haga imposible evacuar y / o orinar con la consiguiente amenaza de vida. En estos casos, la cirugía o con sustancias hormonales es imprescindible.

Hiperplasia prostática, si no ha alcanzado niveles graves, no es doloroso en sí mismo, pero cuando la próstata está inflamada y supurando, es decir, en presencia de prostatitis, puede haber dolor violento y fiebre muy alta. La intervención del veterinario en este caso es inevidable.

Próstata del perro: curas y remedios naturales

La glándula prostática puede dar problemas al tener perros machos más de 6 años. Si bien no todo el mundo tiene síntomas clínicos evidentes, el altísimo porcentaje de incidencia del problema nos hace pensar en la necesidad de intervenir de forma precoz y con remedios naturales para que se mantenga el equilibrio orgánico y no sea necesaria una cirugía urgente.

El cambio más común es el agrandamiento general de la glándula (hiperplasia). En la hiperplasia simple y también para prevenirla, puede utilizar eficazmente un remedio natural tal como está la Sequoia.

En fitoterapia, en la secuoya se utilizan brotes jóvenes, que poseen propiedades energéticas, estimulantes generales y que, en los machos, regulan el sistema genital con efectos beneficiosos sobre la glándula prostática: Secuoya gigantea (macerado de glicerina), de 10 a 40 gotas por la mañana, diluidas en un poco de agua o distribuidas en muy poca comida.

La atención preventiva debe realizarse una vez al año, continuar durante un mes, dos semanas de descanso, otro mes. En el caso de una próstata ya agrandada, por otro lado, los ciclos deben repetirse varias veces, hasta que la glándula se reduzca. El uso de la extracto de yema de Sequoia gigantea, gracias a su acción estimulante y energizante del organismo senescente, acelera la recuperación de fuerzas en caso de neuroastenia en el perro anciano, realizando así una buena acción tanto a nivel físico como psicológico.